Etiquetas

viernes, 21 de agosto de 2015

South Beach: sol y playa al sur de Nueva York

La gente no visita Nueva York por sus playas, pero las tiene y los neoyorkinos las disfrutan en cuanto aprieta el calor. La Gran Manzana está rodeada de playas a las que se accede tras un viaje en metro con aire acondicionado: Coney Island en Brooklyn, Rockaway en Queens, Orchard Beach en el Bronx, Long Beach en Long Island o South Beach en Staten Island, practicamente una por cada condado. Eso si, hay que recordar que en las playas de Nueva York no te puedes bañar si no hay vigilantes y el horario de los vigilantes es de 10 a 18 horas-solo desde el último fin de semana de mayo hasta el primero de septiembre-.

Las playas de Staten Island tienen para mí un plus añadido: para llegar desde Manhattan tienes que coger el ferry desde Battery Park hasta Staten Island y es una de las mejores formas de disfrutar del impresionante sky line de Nueva York. El ferry es gratis y según sales de la estación hay que coger el autobús 51, en la St. George Ferry Terminal, que te deja en el Franklyn D. Roosvelt Boardwalk (Capodano Boulevard), es decir en el paseo marítimo frente a la playa que tiene una extensión de más de dos kilómetros. Esta playa, al sur de Manhattan, es un popular destino de las familias, hay bares y un estupendo restaurante donde por la noche además sirven cocteles y hay música en directo durante el verano. La playa tiene una zona para jugar al ajedrez y a la etanca, un muelle de pesca y hay gente haciendo surf. Junto a esta playa está Midland Beach, algo menos concurrida. 
Para comer está el South Fin Gril, un encantador restaurante con marisco fresco, ostras al vapor, pescados y naturalmente hamburguesas y una  terraza exterior frente al mar. Por las noches la terraza se convierte en Blue, una coctelería al aire libre junto al mar con espectáculos en directo.
South Beach está junto al puente de Verrazano Narrows y al sur se encuentra Miller Field, un antiguo campo de aviación que se ha reconvertido en un parque. También se puede visitar, en Staten island, el Fort Wadsworth, que data de la Guerra de la Independencia, y recorrer su red de túneles y pasadizos. Staten island es el distrito más desconocido de Nueva York pero merece la pena hacer una visita aunque solo sea por pasear por sus playas. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario